VOLVER / BACK

Nota de prensa.

Juan Béjar (Málaga, 1946) es uno de los pintores más destacados y singulares de la generación que irrumpió a principios de los setenta defendiendo la figuración. Desde entonces no ha cesado de explorar, con insondable talento, la complejidad de la figura como emoción estética.

Miembro fundador del Colectivo Palmo, auténtico revulsivo de modernidad y vanguardia en la Málaga de los ochenta, es, posiblemente el único miembro de una Real Academia- en este caso la de Bellas Artes de San Telmo- que haya renunciado a tal investidura. 

Un amplio catálogo de exposiciones individuales y colectivas, celebradas dentro y fuera de España (Pamplona, Málaga, Madrid, Barcelona, Gijón, Santander, Dresden , El Salvador...) explican una dilatada trayectoria plástica y la solidez de su obra, la cual se encuentra representada en importantes colecciones públicas y privadas: Colección Varez-Fisa (Madrid), Helmut Brenske (Hannover), Duquesa de Alba, (Madrid), Fundación Pablo Ruiz Picasso( Málaga), Museo de Bellas Artes (Málaga), Museo de Arte Moderno,(San Salvador), Pamplona, etc.

La obra de Juan Béjar, alejada de los efectos de la moda, se apoya en un sólido dominio de la composición, del dibujoy de la materia. Su pintura es la antítesis de la arbitrariedad y la sinrazón, un ejercicio de originalidad y energía creadora. Los personajes que la habitan evocan, con expresión poética y doliente, una realidad a la qu niegan pleitesía. Es como si el artista intentase, a la manera de Proust, reencontrar algo perdido, una nueva mirada del mundo, una imagen metafórica de los sueños, el valor de lo instintivo e inaprensible, la comunicación de los sentidos.

En la pintura de Juan Béjar, como en las viejas estaciones de De Chirico, conviven el deseo de huir y la angustia de la partida, el sosiego y la perturbación, el desgarro y la ironía, envueltos de una indefinible atmósfera, un universo de connotaciones, voces y registros.

 

 

 Miguel Ramos Morente

Gerente de Cultura y Crítico de Arte

 

arriba